El pasado fin de semana, el primero del mes de marzo, la Revista Vida Religiosa celebró sus 75 años de vida. Y lo hizo organizando un simposio sobre teología. Su título: "Presente, memoria y porvenir. Sueños y deseos en construcción" y en él se pudieron escuchar algunas de las voces más destacadas de la Iglesia de habla hispana de la actualidad, como a la profesora de teología Nuria Martínez-Gayol, al Cardenal Aquilino Bocos, a José María Rodríguez Olaizola o al cardenal Óscar Andrés R. Maradiaga. 

Al simposio asistieron Mª Inez Furtado, Superiora General de las Hijas de Jesús, Mª Carmen Martín, Superiora Provincial de España-Italia, Mª Teresa Pinto y Mª José Fernández. Además, Silvia Rozas realizó la labor de facilitadora de las distintas ponencias.

Tanto Mª Inez Furtado como Silvia Rozas nos hacen llegar sus resonancias sobre este encuentro organizado desde Revista Religiosa:

Fui invitada al simposio organizado por la revista VR y me animé a ir a Madrid pensando que podría ser bueno oír ‘otras voces’ sobre lo que actualmente se dice, se busca, inquieta… a la Vida Religiosa, y porque se trataba de un fórum que lo abordaría ‘desde dentro’, es decir, por quien, de hecho, conoce la Vida Consagrada.

Pensé también que sería una ayuda más para nuestra reflexión en la próxima CG XVIII. Siempre me gusta estar al tanto de lo que se está experimentando aquí y allí sobre aquello que me apasiona.

¡Me ha sorprendido!  He recibido lo que esperaba y MUCHO MÁS. Lo que allí se nos regaló fueron testimonios de vida y se palpaba el amor apasionado y activo por esta vocación en la Iglesia. No hubo ni un solo ponente que hablara de algo que ‘no le saliera del corazón’ fruto de su experiencia como religioso o de una honda relación con la vida religiosa; al contrario, fue una riqueza vital lo que encontré allí, un verdadero soplo del Espíritu, un aire de vida serio, comprometido y animador.

Además, todo estuvo muy bien preparado y con calidad en la comunicación, sin perder la sencillez y familiaridad, que siempre hacen que una se sienta bien no para ‘hacer tres tiendas’ y quedarse, sino para ‘otra vez salir’, pero de otro modo…

Ha valido la pena salir de lo cotidiano para ir a este encuentro y de nuevo regreso muy contenta a mi cotidianidad, animada una vez más por el Espíritu, de quien este simposio, seguramente, pudo ser mediación… por lo menos para mí lo ha sido… ¡GRACIAS!

Maria Inez Furtado de Mendonça, FI

 

Agradezco mucho esta oportunidad de escuchar la reflexión y los testimonios de tan diferentes personas. De cada uno diría algo... Me quedo con la necesidad de enraizar cada vez más mi vida en Cristo. Resuena en mí el dejar de llorar por lo que ya pasó y alegrarme por el futuro que está aquí hoy.  Se trata de ir juntos, de revitalizar juntos nuestra vida consagrada en el siglo XXI.

Durante estos días he tenido en el corazón a las Hijas de Jesús porque "somos para ir", porque necesitamos reconciliar nuestro cuerpo, disfrutar de la diversidad, alegrarnos todos los días por el bien de las otras. Pero no somos llamadas a vivir la comunidad estufa, ni la ideología solidaria. Soy consagrada por Dios para evangelizar sabiendo que para subir hay que bajar. Como decía el padre Agrelo, qué bien que estamos de últimos en la lista de la confianza social porque así podemos identificarnos realmente con Jesús y con los sufrientes.

Para mí es oportunidad para que lo escuchado repose y para seguir reflexionando sobre la identidad consagrada como Hija de Jesús

Silvia Rozas, FI

 

Os invitamos a disfrutar de las ponencias en el canal de Youtube de la Revista Vida Religiosa

 

0
0
0
s2sdefault