Noticias

Inma Alegre Barbero, 41 años. Antigua alumna de Blanca de Castilla (Burgos), maestra de Educación Infantil en Blanca de Castilla, Burgos

En esta Pascua online 2021, el Maestro me ha regalado muchos bonitos momentos. Comenzando con recuerdos muy felices de las Pascuas en Javier. También me ha regalado esos testimonios tan cercanos y compartidos con el corazón. Me he sentido afortunada y muy agradecida por el Encuentro, por los encuentros. GRACIAS de corazón.

 

Francisco Javier Ruiz Pinazo, 34 años. Antiguo alumno y monitor de Asociación Deportiva en Colegio Gamarra, Málaga.

El principal regalo que me ha dado el Señor en esta Pascua ha sido el reencuentro y el compartir, tanto conmigo mismo como con la comunidad. Me ha ayudado a darme el tiempo que necesitaba para volver a conectar con el amor compartido en y para Dios.

 

Alberto Sebastián, 28 años. Profesor del colegio Hijas de Jesús (Pamplona), monitor Alcor, Pamplona

En esta Pascua el Señor nos ha regalado grandes momentos de oración compartidos en comunidad con otros Jóvenes FI e Hijas de Jesús. Haciendo un alto en el camino, le hemos acompañado a la Cruz y con Él hemos aprendido a llevar la esperanza a los demás, a saber amar mejor, a alumbrar sepulcros oscuros,  a no ser meros espectadores de las heridas del mundo y a saber llorar el dolor ajeno. Esta experiencia nos ha ayudado, nos ha fortalecido y nos ha hecho más humanos. Es tiempo de ser sal que dé sabor, luz que alumbre y palabra viva.

 

Judit Capellán, 22 años. CMU Berrospe y campo de trabajo Almería, Madrid

La Pascua ha sido un regalo reparador del Señor. Ha sido pararse para conectar con la fuente y motor de la vida: el AMOR, Jesús. Ha sido una reafirmación de que Jesús es mi guía, mi luz en el camino. Él está siempre presente y ahora soy consciente de que soy yo también la que debo hacerle partícipe de mi vida, dedicarle tiempo y hacerle hueco. Como cualquier amistad, la relación con Jesús se marchita si no la cuidamos día a día, y eso era lo que a mí me había pasado. Los testimonios de Irene, Pilar, Marisa y Mati han sido estos un instrumento que me han acercado a Dios, me han hecho consciente de que su amor no tiene fin y que aún en tierras hostiles Él siembra esperanza. La Pascua ha sido ponerse en camino (miércoles), coger nuestra mochila y ver qué hay en ella (Jueves Santo) para apreciar lo que hay a nuestro alrededor (Viernes Santo) ser conscientes de nuestra pequeñez, debilidad  y vulnerabilidad (Sábado Santo) y compartir con alegría la Vida (Domingo de Resurrección).

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Noelia Panizo Lombardía, 26 años. Profesora en colegio María Virgen, Madrid

Esta Pascua con los Jóvenes FI he podido acompañar al Señor en su camino al Calvario con mis propios recuerdos y experiencias: mis cruces. El Señor ha tocado mi corazón para recordarme que es un Dios que está vivo, ¡todos los días y a todas horas!, que cuenta conmigo y que quiere que yo también cuente con Él. Podría resumir con alegría que esta Pascua el Señor me ha regalado descansar en Él, coger fuerzas y confiar.

 

Marta Jiménez Fernández, 28 años. Profesora del colegio Santa María Jesuitinas Granada. Monitora de grupos ALCOR, Granada

Acabamos de vivir una Pascua como nunca habríamos pensado vivir, y es por la situación que atravesamos por lo que creo que era (para mí) mucho más necesaria si cabe.

Estos días han sido un REGALO. Sí, un regalo en mayúsculas. Y este regalo ha venido con rostros, palabras, momentos, canciones…con cada una de las experiencias vividas en estos días.

Considero que el Señor ha querido regalarme esa llama que necesitaba para avivar mi propia luz y que estaba un poquito más apagada que en otras ocasiones; me ha regalado el deseo y las ganas de “dejarme hacer por Él”, la necesidad de estar y servir a todo el que me necesite, el empeño en escuchar, comprender, acompañar y ser acompañada… 

Si tuviese que destacar algo de todo esto sería el hecho de haber salido renovada de estos días y con el empeño de hacer que todo el que esté a mi alrededor sea capaz de experimentar en su vida la Luz del Resucitado así como el deseo de que los jóvenes conozcan a un Jesús alegre, divertido, sanador, que da sentido a nuestra vida y nos ama por encima de todo.

 

Stefanía Merino Jiménez, 22 años.  Antigua alumna del Colegio Hijas de Jesús, monitora de Alcor y miembro de la Comisión de #JóvenesFI, Pamplona

Esta Pascua ha sido distinta a las demás, pero llena de sentimientos y mucho vínculo. Me ha ayudado a parar, a escuchar y a renovarme. De cada día y cada testimonio me llevo muchos aprendizajes. A encontrar a Dios en todas las cosas, a confiar a pesar de la incertidumbre y saber esperar sin perder la esperanza. Esta Pascua ha sido un regalo compartido. ¡Gracias! 

 

 

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Sabela, Paloma y Julia nos cuentan lo que ha supuesto para ellas participar en la Pascua 2021 de Jóvenes FI. 

 

Sabela Rivas Losada, 23 años. Antigua alumna, profesora del Colegio de Miralba, monitora de Alcor y miembro de la Comisión de #JóvenesFI, Vigo.

Me cuesta mucho resumir o explicar con palabras lo que el Señor me ha regalado en esta Pascua, porque ha sido mucho y, además, creo que ha sido muy profundo. Cuando algo te toca mucho el corazón, es difícil de explicar... Me ha regalado una oportunidad de vivir la Pascua de manera diferente, pero muy intensa. Momentos de parar, de reparar, de dejarme hacer, de compartir, de renovar mi fe, de llenarme con los testimonios y el compartir de todos los que participamos, pero también de intimidad con Dios. A mí me ha regalado más ganas aún de seguir cuidando fe, de vivirla en comunidad. Me ha regalado el ver la importancia de estar más atenta a los demás, entender que a veces basta con eso, con estar y confiar. Me ha dejado parar, que es algo que creo que en estos momentos es muy necesario, y conectar. Me ha ayudado a ver de forma especial esa luz que es Jesús y que resurge en la Pascua. Me ha regalado un renovarme y repararme por dentro. Creo que la Pascua en sí ha sido un regalazo muy especial del Señor.

 

Paloma Riva de la Hoz21 años. Antigua alumna del Colegio María Virgen y monitora de Alcor, Madrid.

Esta Pascua, distinta a todas las demás al ser de manera online, me ha enseñado a sentir muy cerca aquellos que físicamente no tengo a mi alcance. Además, gracias a este encuentro he podido descubrir el sentimiento de comunidad y he comprendido la importancia de compartir, confiar y hacer silencio.

 

Julia Menacho Cárdenas, 28 años. Sevilla.

La participación en esta Pascua 2021 ha sido un hecho muy curioso pues yo, una chica ajena al movimiento FI, descubro un grupo de jóvenes similares a mí, llenos de VIDA y de ganas de Dios. Los regalos con los que me quedo son: la tranquilidad y paz sentida en esos días por vivir en sintonía de Semana Santa; el compartir tan rico por parte de todos y el sentirme comunidad, a pesar de no conocer que nadie.

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

El domingo 4 de abril acabábamos la Pascua dando gracias a Dios porque todos los que habíamos estado compartiendo durante cinco días online coincidíamos en que habíamos experimentado mucho a Dios. Ese Dios que se nos hizo presente a través del encuentro personal con Él, a través de la escucha del testimonio de otras personas, a través del compartir en grupo, a través de la comunidad de #JóvenesFI que fuimos construyendo. 

Han sido cinco días de experiencia.  El lema de la Pascua ha sido: REPÁRAME. CONTIGO TODO SE RENUEVA. 

Comenzamos el miércoles 31 de marzo, disponiendo nuestro corazón a vivir a fondo y con otros, estos días acompañando a Jesús. Fue momento de presentar la Pascua y de presentarnos: las acompañantes y el grupo de Jóvenes FI. Un grupo muy diverso, de distintos lugares y con distinto vínculo con las Hijas de Jesús: monitores de Alcor, antiguas colegialas de nuestros Colegios Mayores de Madrid y Salamanca, jóvenes vinculados a experiencias de verano (campos de trabajo, Taizé, sentido sur –Bolivia), jóvenes que siguen en grupos de vida que han nacido a raíz de la experiencia “Encontrar alegría Bolivia”, profesores jóvenes…

Hemos seguido un mismo “ritmo de encuentro” cada día: 

  • Primer momento: un ratito de oración que nos ayudaba a disponernos a vivir el día. 
  • Segundo momento: una actividad que ayudaba a profundizar y personalizar la experiencia propia de ese día de la Pascua.  
  • Tercer momento: un rato de compartir en grupos pequeños.
  • Cuarto momento: unirnos de nuevo toda la comunidad para ser enviados a vivir con hondura y sentido el resto del día y despedirnos hasta el siguiente día.

  • El Jueves Santo, el sublema que nos acompañó fue: REPÁRAME PARA SERVIR.

Nos ayudaron mucho los testimonio de Irene y Pilar Brufal FI. Las dos nos contagiaron su pasión por Jesús. Irene es una joven que se ha bautizado con 23 años, así que, con una experiencia y un lenguaje fresco, ponía palabras a lo que muchos de los que la estábamos escuchando habíamos vivido y estábamos viviendo. Tomando palabras textuales suyas. “Me siento privilegiada porque Dios se ha empeñado conmigo”. ¡Gracias Irene por dejarte abrazar por ese Dios de la vida y porque con mucha sencillez nos transmitiste tu encuentro con Jesús!

Pilar, Hija de Jesús, recientemente enviada de Myanmar a Tailandia, que está viviendo muy de cerca la situación compleja de tantos y tantísimos refugiados, nos compartió su vocación como Hija de Jesús y cómo se vive en proceso con Aquel que la ha llamado y la sigue llamando, convocando y enviando. Nos dejó una gran pregunta: ¿Qué te apasiona y te hace libre hasta el punto de entregar tu vida en libertad? ¡Gracias Pilar por tu testimonio tan auténtico, tan verdadero, tan de Dios!

  • El Viernes Santo, el sublema que nos acompañó fue: REPÁRAME PARA ENTREGARME

Nos ayudó el Viacrucis actualizado que estuvimos rezando y construyendo de manera individual. Poco a poco, paso a paso, fuimos acompañando a Jesús y a los crucificados de nuestro mundo, en esta realidad de dolor y sufrimiento tan real y sangrante hoy, a la vez que éramos testigos de mucha entrega de amor y por amor… Nos acompañaron testigos en el camino, como Etty Hillesum: “Tú que me diste tanto, Dios mío, permíteme también dar a manos llenas. “

  • El Sábado Santo, el sublema que nos acompañó fue: REPÁRAME PARA ESPERAR. 

El formato online permitió vivir a fondo este día de espera, fracaso, duda, incertidumbre…Para ello contamos con el testimonio de Marisa Ayerdi, que compartió con nosotros su vida, sus duelos y aprendizajes. Desde su experiencia nos compartió que de los duelos nacen oportunidades y que necesitamos darnos tiempo y espacio. Mujer comprometida, auténtica, creíble, creyente. ¡Gracias Marisa por la LUZ que nos transmitiste!

  • El Domingo de Pascua, el sublema que nos acompañó fue: REPÁRAME PARA RESUCITAR. 

Día para descubrir los signos de vida en cada uno, en la comunidad y en el mundo. Fuimos testigos de cómo otra Hija de Jesús, Matilde Polanco en Venezuela, vive este Misterio Pascual, entretejido de muerte y vida en lo sencillo y cotidiano de esa realidad; con un profundo sentido de Cuerpo, aun llevando casi dos años sola como Hija de Jesús allí. ¡Todo un signo de resurrección! 

Tuvimos un espacio para pararnos personalmente y recoger lo que en esta Pascua nos había regalado. Acabamos todos mostrando un símbolo que recogiera ese regalo del Señor. Fue un momento precioso de tocar nuestras tierras sagradas, de un compartir y una escucha honda y auténtica. 

Soy testigo de que, a pesar de la frontera de la pantalla, desde el principio y hasta el final se creó un ambiente muy bueno, de confianza y respeto, de oración, de compartir profundo y de proceso. 

Soy testigo de que en esta Pascua online de #JóvenesFI ha habido mucho Dios, mucha vida, mucho proceso y mucho dejarme hacer y dejarnos hacer. Ha sido un regalo impagable vivirla desde dentro. 

Doy gracias por el grupo de acompañantes, formado por el Equipo de Pastoral Juvenil Vocacional (Ana Benito, María de la O FI, Pakea FI y Naike FI) junto con Ana Zubiri FI, M.Carmen Jiménez FI y Pilar Brufal FI; que fuimos testigos de ese Dios que se hizo tan presente en esta Pascua. Gracias a Saray por su entrega, dedicación con el Instagram. Se nota que hay mucho cariño y cuidado. Y gracias por haber podido vivir estos días en el C.M. Berrospe con Ana y Saray, con las que he podido compartir y vivir a fondo esta Pascua.

¿Qué regalo/s les ha hecho el Señor a los jóvenes que han participado? Estos días distintos JóvenesFI os lo irán compartiendo. 

 

Naike Martín FI

Coordinadora del EPJV

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Tu resurrección es un regalo que acontece hoy. La vida se nos regala en ti, en tu servicio y entrega. Nuestro futuro está teñido de resurrección que alienta lo cotidiano, lo llena de esperanza y nos compromete a vivir resucitados en ti. 

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s
 
En el silencio te velamos. Callan las campanas, se adormece el dolor. Se profundiza en la pérdida y se abre paso la esperanza. 
El silencio nos aplaca el dolor, en la soledad se escucha el rumor de la esperanza. 
LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s