Noticias

El pasado viernes, 11 de junio, nos reunimos, de modo virtual, el consejo provincial con las hermanas que están en activo en alguna obra educativa de la FEJ.

En la convocatoria, la Superiora Provincial nos pidió que hiciéramos una reflexión previa al momento del encuentro, donde se nos invitaba a preguntarnos: "¿Cómo estamos viviendo nuestra misión en la obra educativa de la FEJ?" – Estas reflexiones, encarnadas en la vida, son materia de reflexión y discernimiento para el consejo provincial.

Comenzamos el encuentro con un momento de oración, que nos ayudó a ponernos en la sintonía del Espíritu. Cada hermana fue compartiendo el texto del Evangelio que le brotaba. Recojo algunos textos: “No temas, yo estoy”, “Y salió a sembrar”, “Venid conmigo”, “Dad gratis”, “Nadie me quita la vida, yo la doy”...

Una vez más, la palabra de Dios, encarnada en cada una, nos ayudó a continuar con el encuentro.

Tuvimos tres momentos:

  • Logros que destacarías en esta primera etapa de la Fundación Educativa Jesuitinas.
  • Dificultades que destacarías en este momento.
  • ¿Cómo nos sentimos llamadas a estar en los colegios de la FEJ?

Al pasar por cada uno de estos momentos, apoyadas además de la Vida que se lleva entre manos en textos propios; CFI, LVAF, CF…, tuvimos en cada uno de los bloques el mismo esquema: tiempo de reflexión personal y compartir. El modo del compartir lo hicimos utilizando distintos modos para favorecer la comunicación y que no resultara pesado.

El compartir ha sido muy bueno, dejándonos buen sabor.

Terminamos recogiendo en una nube de palabras qué mensaje, qué invitación nos dejaba el encuentro. Como nos decía Rosa Espinosa en sus palabras finales, “este encuentro es el comienzo, irán llegando otros para seguir buscando juntas, el modo de estar y ser en una obra educativa de la FEJ”.

Rosa nos invita a que, en este tiempo de verano, de descanso, podamos pasar por el corazón, en la experiencia de EE, lo vivido en este curso. Se necesita parar, retomar, releer la experiencia de este curso que, ante la situación de pandemia que estamos atravesando, el mundo educativo, al igual que otras realidades, permanentemente ha tenido que ir adecuando los modos según las circunstancias que se iban viviendo.

Blanca Esther Iriarte FI

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

En Berrozpe nació Juana Josefa, más tarde Cándida María de Jesús, un 31 de mayo de 1845. En este lugar se encuentran las raíces de las Hijas de Jesús, porque Dios tenía un sueño que aquí se hizo vida. El caserío de Berrozpe fue testigo de los primeros pasos de Juanitatxo, sus paredes oyeron sus risas, sus habitaciones recogieron las flores que traía para la Ama y para la Virgen María… Hoy, esta casa alberga una comunidad de Hijas de Jesús y una preciosa capilla abierta al culto.

Hoy, celebrando el nacimiento de la Madre Cándida, presentamos este vídeo que forma parte del proyecto «El Camino de la Madre Cándida», planteado con motivo del Año Jubilar

¡Felicidades, Madre Cándida, y feliz día a todos los que formamos parte de su familia!

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

El 31 de mayo es un día que tiene un brillo especial en el calendario. Al toparse nuestra mirada con él, se despierta en nuestro rostro una sonrisa cómplice que evoca un recuerdo arraigado en el corazón. Un brillo envuelto en afecto y fiesta, en alegría y celebración, en agradecimiento y deuda.  Ese brillo va haciéndose más intenso en la medida que va pasando el tiempo y crece el conocimiento, la admiración y el cariño por esta mujer valiente, entusiasta, comprometida, arriesgada, mujer creyente de una profunda fe y confianza en Dios.

Aquel 31 de mayo de 1845, solo Dios sabía cuál era la bendición que traía Juanitatxo.

Solo Dios sabía la obra que tenía preparada para esta niña primogénita de esta sencilla familia.

Solo Dios preparaba la tierra que daría frutos de educación.

Solo Dios le daba el coraje para descubrir su voluntad y defenderla con energía: Yo solo para Dios.

Solo Dios le acompañaba en sus búsquedas y en las decisiones vitales.

Solo Dios motivaba su sujeto para aprender con humildad lo que necesitaría como fundadora.

Solo Dios conocía las mediaciones que se cruzarían en su vida y le ayudarían a traducir en palabra, el deseo que le bullía en su interior: la educación e instrucción de la niñez y juventud.

Solo Dios propiciaba encuentros que facilitaban y consolidaban los cimientos de su obra educativa.

Solo Dios fortalecía la fe de una mujer soñadora que no se amedrentaba ante las dificultades.

Solo Dios le inspiraba a dar lo mejor de sí misma a través de la educación católica de los pueblos.

Solo Dios sostenía sus miedos, sus problemas, sus inseguridades, sus achaques de salud y sus fracasos.

Solo Dios albergaba la certeza de que sería un instrumento dócil, de mirada profunda y de corazón sincero.

Solo Dios le daba credibilidad y acrecentaba su fama de mujer buena, mujer santa.

 

Hoy, 31 de mayo de 2021, en el 150 aniversario de la Fundación de la Congregación, solo Dios sabe con qué estela seguirá Cándida María de Jesús impregnando la historia.

Solo Dios crea las posibilidades que se despliegan con su sueño de educación.

 

 ¡Felicidades, Madre Cándida!

Zorionak, Ama Kandida!

Mª Rosa Espinosa, FI.

 

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

La comunidad de Hijas de Jesús de Sevilla, hemos tenido la oportunidad de irnos preparando para vivir la festividad del 31 de mayo, uniéndonos y acompañando a la Obra Educativa de la FEJ, Juan Nepomuceno Rojas, en las celebraciones en torno al aniversario del nacimiento de la Madre Cándida.

La realidad de pandemia no ha impedido que se realizara una intensa agenda de actos programados: ofrenda floral, vigilia de oración, misa rociera, procesión de la Virgen del Amor Hermoso por las instalaciones del Colegio y el acto final. En esta fiesta hemos guardado todas las medidas sanitarias recomendadas lo que ha posibilitado el que hayamos podido expresar y visualizar cómo el logo del 150 aniversario Un carisma vivo, un camino compartido sea una realidad en tierras sevillanas.

Han sido días de agradecer mucho todo el camino realizado por tantas hijas de Jesús y laicos que a lo largo de todos estos años han puesto su empeño en transmitir lo que somos. Hemos gozado al experimentar que somos familia y seguimos sintiéndonos en casa al unirnos junto al Claustro, PAS, padres, alumnos, antiguos alumnos en celebraciones que hablan de recuerdo, de infancia, juventud, amistad, oración, vivencias compartidas entre nosotros, proyectos, y, sobre todo, hablan de mucha Vida. 

 

                                                                                                                              La comunidad de Sevilla

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

El 16 de mayo de 2020, el Papa Francisco y el Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral presentaron la Semana Laudato Si’ y el subsiguiente Año Especial de Aniversario de la Laudato Si’ para celebrar el quinto aniversario de la encíclica. Tras el éxito absoluto de esta propuesta y bajo el lema “Sabemos que las cosas pueden cambiar”, ya ha comenzado una nueva edición.   

La Semana Laudato Si’ 2021 será la coronación del Año Especial Laudato Si’ y la celebración de los grandes pasos que toda la Iglesia ha dado en el camino hacia la conversión ecológica. Unos días que servirán, además, para reflexionar sobre lo que la pandemia del COVID-19 nos ha enseñado y para preparar el futuro con esperanza. La celebración concluirá el 25 de mayo con el lanzamiento oficial de la Plataforma de Iniciativas Laudato Si'.

A través de numerosas actividades y diálogos en vivo con un variado elenco de líderes católicos, oradores y autores de renombre mundial,  el evento destacará el enorme progreso que los católicos han hecho al trasladar la encíclica a la vida cotidiana. Por otra parte, inspirará y motivará a los fieles de todo el mundo a planificar nuevas acciones y liderar el cambio que el mundo necesita.

La encíclica, que terminó de escribirse el 24 de mayo de 2015, ha ayudado a los 1.300 millones de católicos del mundo a comprender las conexiones del mundo y a situar milenios de enseñanza católica en el contexto de la crisis ecológica y la emergencia climática actuales. Ahora, seis años después, el Papa Francisco nos invita a participar en esta gozosa celebración.

¡Pincha aquí para más conocer más y celebremos juntos la Semana Laudato Si’!

En la Laudato Si’ se nos presenta el cuidado de la casa común como una urgencia del planeta. Somos responsables del deterioro del mundo. Hemos de comprometernos, desde todos los ámbitos de nuestra misión, a proteger la casa común y a vivir una ecología integral en comunión con toda la creación, para combatir la pobreza y restaurar la dignidad de los excluidos. Es un reto cultural, espiritual y educativo, inseparable de la justicia social. (CG XVIII, Llamadas en la acción apostólica, 5)

 

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

La Compañía de Jesús está de celebración. Hace 500 años, un 20 de mayo de 1521, Ignacio de Loyola, su fundador, resultó herido por una bala de cañón en la batalla de Pamplona. Durante su convalecencia vivió una experiencia que le llevó a abandonar su casa en busca de la voluntad de Dios. Su herida fue el detonante de su conversión y dio lugar a una espiritualidad que ha facilitado el encuentro con Dios de multitud de personas de generación en generación.

En el quinto centenario de este suceso trascendental en la historia universal, la comunidad religiosa recuerda «la transformación de la mirada, del ser, de la forma de cuidar y de la forma de vivir de San Ignacio de Loyola», tal y como asegura Antonio España, provincial de los Jesuitas. Ignatius 500, nombre del Año Ignaciano, es ante todo una invitación a la conversión. Todo en torno a él rememora el acontecimiento que sucedió en la vida de San Ignacio de Loyola con el fin de aplicarlo en nuestras propias vidas para ver nuevas todas las cosas en Cristo. 

Para celebrar la efeméride, a lo largo de todo el año se llevarán a cabo varios actos simbólicos. Comenzará con la misa de apertura que se celebrará en Pamplona este jueves 20 mayo, presidida por el arzobispo de Pamplona, Francisco Pérez, y concelebrada por el Padre General de la Compañía de Jesús, Arturo Sosa SJ. Aunque el aforo será reducido por la pandemia, se retransmitirá por YouTube para que puedan sumarse el mayor número posible de jesuitas y personas de espiritualidad ignaciana. El broche final de este Año Ignaciano tendrá lugar en Guipúzcoa, en julio de 2022, con un acto de clausura en Azpeitia.

Aprovechando el inicio del Año Ignaciano, Silvia Rozas, Hija de Jesús y directora de la revista Ecclesia, ha tenido una conversación con el Padre General, Arturo Sosa. Tras unas palabras de bienvenida y dedicar unos minutos a enmarcar y contextualizar el centenario, ambos mantuvieron un extenso e interesante diálogo sobre las preferencias apostólicas, la situación de la Iglesia, la fraternidad, la vida religiosa y, por supuesto, la conversión de San Ignacio.

Las Hijas de Jesús nos sumamos a este aniversario y agradecemos el gran legado que San Ignacio dejó a la Iglesia y a nuestra Congregación: la espiritualidad ignaciana.

¡No te pierdas ningún detalle del Año Ignaciano y visita aquí la página web oficial para más información!

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s